@elfracasodldios



Gánese el cielo, sígame en Twitter. Es gratis!
@elfracasodldios
Y ahora también en Instagram
Instagram

miércoles, 30 de octubre de 2013

Una mente en blanco es una mente en blanco



Si bien es cierto que los doctores son seres sumamente extraños, tengo que decir acá, que, lejos, el mejor invento humanoide de la medicina son los Psiquiatras-psicoterapeutas.

No los psiquiatras.

Ni los psicoterapeutas.

Sino los psiquiatras-psicoterapeutas-dos en uno-miti miti-, que unen de la mejor forma el mundo cuadrado y fomeque de los doctores con el mundo pelo suelto-largo-hippiento-dinámica de comunidad cristiana de los psicoterapeutas.



Raya para la suma.

Odio las comunidades cristianas. Odio sus dinámicas. Odio esas actividades en círculo, todos con los ojos cerrados, pensando en la inmortalidad del cangrejo y "sintiendo" la energía de no sé qué mierda, y comunicándonos a través de los ojos nuestro amor fraterno. VÓMITO.

Y ya todos sabemos lo que pienso de los doctores y si no lo sabe, puede verlo AQUÍ (de nada).

Por eso, aunque el Dios nos bendijo con las enfermedades mentales,  nosotros le semi torcimos la mano con los psiquiatras-psicoterapeutas. Antes de esta gran creación, predicadores de la más incierta calaña andaban por las tierras del Señor apuntando sus dedos enormes y flacuchos a todos quienes tuvieran alguna weá semi rara-enfermedad mental-pero creemos que está poseído, para después, en un show que le daría envidia hasta a American Idol, EXPULSAR los demonios de la gente. Por cierto, jamás se les ocurrió a estas mentes brillante que sus poseídos-proyectos de exorcizados tuvieran una enfermedad mental como, no sé, esquizofrenia o psicosis, sino que, lisa y llanamente, estaban poseídos por espíritus o demonios, dependiendo de la gravedad del trastorno.

Gracias a nuestra pericia y al saber adquirido al comer de la manzana, fuimos muy avispados y cachamos que todo esto de los demonios era muy raro y los exorcismos tenían resultados reguleques, descubriendo así la real causa de tan demoníaco comportamiento humanoide: las enfermedades mentales, otra de las tantas bendiciones del Dios, cuyo gran exponente entre Sus secuaces fue Juana de Arco.

Juana de Arco era una francesa-hija de campesinos a quien el Dios eligió para mandarle mensajes sicodélicos a través de voces y apariciones (¿alguien huele esquizofrenia por aquí?) los que le decían que debía apoyar al rey Carlos no sé cuánto y guiar al Ejército francés para alcanzar la victoria contra los ingleses, en la famosa y de lindo nombre Guerra de los 100 años.

Sorprendentemente, Juana fue canonizada mucho tiempo después, cuando ya sabíamos de las enfermedades mentales, año 1920, y, aparentemente, a nadie se le ocurrió que era sumamente curioso que el Dios anduviera metido en weás tan poco relevantes como la Guerra de los 100 años y apoyando a los franceses por sobre los ingleses, que hasta la última vez que chequeé, también eran hijos del Dios,  en circunstancias de que, en esa misma época, había asuntos más urgentes, como NO SÉ, LA GENTE SE MORÍA DE HAMBRE. No. A quien sea que haya evaluado el ranking de santidad de Juana, le pareció a toda raja que anduviera matando ingleses por ahí después de que EL DIOS se lo había ordenado personalmente, y ni cagando se representó en su mente de evaluador de santos, la levemente más probable hipótesis de que Juana estuviera loca.

Está claro entonces que Juana de Arco nunca tuvo acceso a un psiquiatra-psicoterapeuta que la curara de sus alucinaciones, como el mío, pero yo lo tengo sólo por hobby, porque como podrán haber apreciado, yo no estoy PARA NADA loca y JAMÁS necesitaría este tipo de terapia. No.

Mi loquero es a toda raja. Es un señor loleín -izquierdoso- liberal- no hippie- con pelitos híper cachilupis (ver resultado de la suma) y una memoria tan privilegiada que NO necesita un block prepicado marca Colón para anotar mis desvaríos. No. Él se los aprende. DE UNA. Y con lujo de detalle.

Y me dice cosas que en la seguridad de su consulta me parecen muy obvias y fáciles de lograr, pero que en el mundo exterior son muy súper híper difíciles y peligrosas, como que ES POSIBLE matar a una araña y que las arañas no te atacan tirándose desde el cielo sobre tu cara y robándote el espíritu; o que los fantasmas en realidad NO existen y no andan vagando por las residencias antiguas del Gran Santiago y ni cagando sus ojos brillantes se aparecen por mis ventanas; o que si un día llego tarde a la oficina nadie me va a gritar por 15 minutos ni me va a despedir al frente de todos mis compañeros, mientras yo sollozo aferrada a las patas de mi escritorio; o que mi marido nunca va a tener una obesidad tan mórbida que se le van a hacer colonias de hongos entre los rollos y no se va a poder bajar de la cama y voy a tener que levantarle la guata para que pueda cagar en una bacinica que yo misma voy a tener que sostener.

Mundo loquero vs. Mundo yo

El mundo en que vive mi loquero es claramente mejor que el mundo en que vivo yo. Pero, a veces, mi loquero tiene sus días shúper locos en que yo quiero hablar de lo estúpida que es mi vecina y él quiere hablar de la NADA. Y me mira fijo con cara de profundito al borde del éxtasis freudiano y dice:

-No pienses en nada. Deja la cabeza en blanco. Dime lo primero que se te viene a la cabeza, lo primero.

- ....... mente en blanco......mente en blanco......

-No es tarea. Lo primero que se te ocurra.

Y yo sonrío y trato de poner cara de conexión espiritual con el resto del universo.

- Lo primero que se te ocurra con la mente en blanco-

...
...
...

Ya. Es que esto es una dinámica muy de comunidad cristiana y, simplemente, carece de la más elemental lógica, porque si a mí me dicen: pon la mente en blanco. ¿Qué es lo que hago?

ESO.

PONER LA MENTE EN BLANCO.

Y entonces, mi mente se ve como una sábana muy blanca y brillosa que cubre el resto de las cosas sobre las que ME GUSTARÍA estar hablando pero no puedo porque tengo que poner la mente en blanco, como dice mi loquero, pero mi mente en blanco es una mente en blanco, de modo que no veo cómo mierda podría salir algo de ahí.

Una mente en blanco es una mente en blanco.

FIN.





lunes, 28 de octubre de 2013

Este blog es culpa del Dios


Yo fui a un colegio de monjas. Me confieso. No había monjas reales -salvo por las estatuas y la monja muerta que penaba en el salón de actos, detrás del escenario- pero era un colegio de monjas. FOR REAL.

Así que, tuve muchas clases de religión y fui a muchas misas de primer viernes de cada mes, además de las cientos de misas que había por cualquier razón y a cualquier hora, pero que, de todas formas, era mejor que estar en clases, salvo que se avisparan las profesoras y nos pusieran la misa a la hora en que teníamos clases de arte. HORROR.

En clases de religión hacíamos muchas cosas que, debido a nuestras tierna edad, se veían muy cachilupis e inofensivas, lo que después capté, no era así para nada. Y como no era así para nada, a los 9 años yo estaba total y completamente convencida de que quería ser monja.

MONJA DE CLAUSTRO.

......

......

Porque cuando canonizaron a Santa Teresita de los Andes y llevaron su estatua brillante - muy chópeti y parecida a una princesa Disney, sobre todo por su vestido largo lleno de vuelos, mi mente de niña demente pensó que sería aún MÁS chópeti que la muñeca tuviese MI cara y miles de enanas religiosas de cursos de enseñanza básica de un colegio de monjas le cantaran con un clavel blanco a MI estatua, y yo miraría desde el cielo, con los ojos llenos de lágrimas y el corazón henchido de amor divino, porque, AJÁ, SOY SANTA.


Llegada de Santa Teresita de Los Andes a mi colegio. Juro que fue así.


Y en ese tiempo, a mis tiernos 9 años, ser santa era el objetivo de mi vida y el de todas mis compañeritas, porque la Miss de religión insistía en que TODAS podíamos ser santas, y que TODAS debíamos tratar, y como yo era ultra matea- quiero quedar bien con la miss- el Dios me ama- nefasta, TENÍA que ser santa también. Por lo tanto, mi lógica infantil me indicaba con estridente claridad dos cosas:

1. TENGO que ser santa, es el objetivo de mi vida, ser santa, canonización, me voy al cielo.

2. Teresita de los Andes era santa y la había tenido muy fácil, porque:
a. Era monja de claustro desde muy chica.
b. No hay pecados que pueda cometer una monja de claustro, porque, seamos francos, no tienen nada que hacer.
c. Andaba con vestidos largos de princesa-hija del señor.
d. Su única labor era rezar y cantar, dos actividades en las que yo me destacaba.
e. Se murió muy joven, por lo que el tiempo aburriéndome de monja sería muy corto y después iba a pasarlo la raja en el cielo, mirando cómo todos me amaban.

De lo que se derivaba la elemental conclusión de que yo iba a ser monja de claustro y, ADEMÁS, iba a ser santa, lo que no iba a ser para nada difícil ni me consumiría gran cantidad de tiempo.


Como a los 9 años uno es muy centrada y tienes sus prioridades muy claras, todas las cuales están profundamente arraigadas en expectativas totalmente verosímiles, mi madre tuvo que aguantar casi un año escuchándome rezar en voz alta durante 30 minutos todas las noches Y CANTAR canciones de misa, que en esa época me hacían sumamente feliz y levitante.

Mi ritual preferido, de hecho, era que me lavaran el pelo, para así salir de la tina, no con una toalla, como los simples mortales, SINO CON DOS, una de las cuales podía poner en mi cabeza simulando un velo como el de la Virgen -mi ídola en lo concerniente a mi camino hacia la santidad, porque el otro, era Michael Jackson, con quien tenía planes de matrimonio- y la otra, simulando la túnica, de modo que el camino desde el baño hacia mi pieza podía hacer una hermosa y para nada ETERNA recreación de la canción "la Virgen va caminando, va caminando  soliiiii iiiii iiiii taaaaaa, y no lleva más compañaaaaaaaaa que el niño de sumaniiiii iiiiii iiii taaaaaaa", aunque todos sabemos que no iba sola, iba con mi mamá, que me seguía desde atrás, con el secador de pelo en la mano.


Recreación

Este tiempo de éxtasis y paz interior se vio fuertemente perturbado por la historia de los pastorcitos de Fátima, a quienes, como Uds. recordarán, se les apareció la Virgen María. ONDA, EN PERSONA. Y como nunca fui de ponerme objetivos mediocres para mi vida, se me ocurrió que la santidad no me sería solamente otorgada por ser monja, sino que además yo también tenía la edad de los pastorcitos, era piadosa, hacía sacrificios, me sabía varias canciones de misa y tenía papás semi-ateos, lo que me hacía una candidata perfecta para que la Virgen se me apareciera a MÍ. OBVIO.

Una vez adquirida esta certeza de la inminente aparición de María ante mis ojitos, estuve recagada de miedo como por 7 meses, pensando que en cualquier momento se me aparecía la Virgen, lo que me generaba una ansiedad enorme, porque ¿cómo iba a saber que era la Virgen y no el demonio? ¿Y cómo lo iba a hacer la Virgen para no asustarme, no podía aparecer así de repente, o sí? ¿Y si se me aparecía en la noche, por favor, Diosito, no, que me dan mucho miedo las noches, y mi hermana del medio-linda habla dormida?

Pero ese gen sadomasoquista que todos tenemos me seguía inclinando a la aparición de la Virgen, por lo que mis horas despiertas las dedicaba a dibujar y pintar Vírgenes Marías, con coronas de princesa, vestidos encorsetados y colores muy impropios de la madre del señor - para qué hablar de los escotes- y las noches las dedicaba a soñar con apariciones marianas, una de las cuales tenía como protagonista a la imagen de la Virgen que estaba sobre mi cabeza mientras dormía, que se ponía a comer chiche. PESADILLA.


Camino hacia la santidad: dibujando a la Virgen-Ariel-La Sirenita-Blancanieves

A pesar de todos mis esfuerzos, éstos no se vieron para nada recompensados por el Dios, ni siquiera cuando llené un colchón de paja dibujando plumitas que representaban mis sacrificios para la Navidad. La Virgen nunca se me apareció.

Y así terminó mi corta etapa de aspirante a carmelita, pero quiero dejar constancia por este medio, para cuando sea el día del Juicio Final, que si el Dios se hubiese dignado a pescarme y me hubiese mandado a la Virgen, este blog no existiría.

Conclusión del día de hoy: este blog es culpa del Dios.

Yo de monja. Mi sueño resquebrajado por causa del Dios.


viernes, 25 de octubre de 2013

El Dios es un mal ejemplo para los hombres


Había una vez una princesa, que vivía en una tierra muy lejana y pololeaba con un Enano. Un día, la princesa pensó para sí, "Oh my, este Enano no me gusta nada, esta relación debe terminar". Entonces, la princesa y el Enano se juntaron en el Starbucks (sí, en todas las tierras lejanas hay Starbucks) y ella dijo así:

-Duende maligno, no quiero ser más tu novia, me he enamorado de un príncipe-

El Duende maligno, anonadado, expresó:

-Pero cómo, princesa. Seriamente, creo que estás cometiendo un gran error. Jamás podrás encontrar a nadie tan profundito, mino y simpático como yo. Te lo digo con toda sinceridad-

Entonces, la princesa batió sus largas pestañas, y le escupió el café encima. Era un frapuccino dulce de leche.





HISTORIA NO BASADA EN HECHOS REALES SINO TOTALMENTE COPIADA DE LA REALIDAD. CHÚPENSE ESA.

(Los nombres han sido omitidos para reservar la identidad de los partícipes. Pero la princesa soy yo. Por si acaso)

¿La cagó o no? "Soy profundito, mino y simpático".

Eh, ya. Y yo voy a vomitar AHORA.

Hombres.... extraña especie semi humanoide con miembros colgantes y pelos en la cara, completa y totalmente inferior a nosotros las mujeres, que la llevamos con todo.

MENTIRAAAAAAAAAAAAAAAA

LA MAYORÍA DE LA GENTE ES COMO EL HOYO. LA MAYORÍA, hombres y mujeres incluidos. Los hombres eso sí, son muy raros.

Por eso, hoy día voy a hablar de los hombres heterosexuales y sus rarezas. De los hombres homosexuales no hablaré, porque me caen bien, a diferencia de los hétero que son mucho más weas, huelen peor y, en general, tienen peor gusto. Además, que el Dios es muy chucheta y los trata muy mal en la Biblia, igual que a las mujeres -héteros y homos- así que ni cagando me río de todos ellos, sería como hacer leña del árbol caído, lo que incluye hacer leña de mí misma, que soy mujer, por si acaso no se habían percatado. Muy pronto llegará el día en que penquearé por este blog al Dios, por su sostenido comportamiento machista y homofóbico, y se abrirán las grandes alamedas por donde transitará el hombre gay y las mujeres libres, con la desaprobación del Dios y sus secuaces.

Un mundo ideal, un horizonte a descubrir (Aladdin)



Por mientras, voy a burlarme de los hombres hétero porque se lo merecen con todo Y MÁS ENCIMA cuentan con grandes historias producto de su fantástica y maravillosa participación en ciertos episodios maestros de la Biblia, en los cuales sus conductas fueron totalmente aprobadas y/o pedidas por el Dios para ponerlos a prueba, lo que sólo prueba el MAL ejemplo que es el Dios para el ciudadano democrático cachilupi que todos queremos y debemos ser.

 Aquí, algunas de ellas:

I. Los hombres no saben inventar excusas 

"Y llamó Jehová Dios al hombre... y le dijo: ¿Quién te ha dicho que estabas desnudo? ¿Has comido del árbol del cual yo te mandé que no comieses?
Y el hombre respondió: La mujer que me diste por compañera me dio del árbol, y yo comí."

OBVIO. Regla número 1: NUNCA confíes en tu marido-pareja para sacarse el pillo cuando se han mandado una cagada o se mueren de lata de ir a alguna parte a la que se supone que deben ir. NUNCA.

Los hombres no poseen esta virtud, propia de las mujeres. Porque el muy aweonator de Adán podría haber dicho, no sé, se me ocurre así a la rápida, algo que NO fuera echarle la culpa a su mujer. TÍPICO de los hombres.

 - Oye, me da paja ir al cumpleaños de Fulano- dice él, urgido.

-No vayas- dice uno, comprensiva. Y además, es amigo de él y a ti también te da más paja que la mierda, porque hay que reconocer que los hombres tienen una especial capacidad de elegir como amigos a personajes patológicamente raros-nerds-lateros-hediondos.

-Ya, ¿y qué digo?-

-No sé, inventa algo-

ERROR! Nunca hay que confiar en lo que va a inventar un hombre. NUNCA. Porque, por alguna razón que, sinceramente, no alcanzo ni siquiera a vislumbrar, las excusas que se le ocurren a los hombres son alguna variable de las siguientes:

1. Mi polola-mujer-pierna-lo que sea- tiene el cumpleaños de una amiga del colegio -que NO existe- y TENEMOS que ir para allá.

LÓGICO. Porque nosotros las mujeres somos unos monstruos que le impedimos a los hombres ir a los cumpleaños de sus amigos-fomes y los OBLIGAMOS a ir al de NUESTRA amiga, porque, CLARAMENTE, sería imposible optar por algo menos estúpido, como ir cada uno a lo suyo o ir un rato a cada lugar. No. ESO no se puede, y además, las mujeres son brujas, weá que el que recibe la excusa piensa inmediatamente, porque cómo es que la muy maraca no te DEJA ir al cumpleaños de tu amigo?

Noooo, jamás se le pasa por la cabeza a los hombres que un hombre NO quiere ir a alguna parte. SIEMPRE es culpa de la mujer.

2. Mi polola-mujer-etc. está enferma de la guata -tiene diarrea.

SÍ. Porque no hay nada mejor que los amigos de tu pareja tengan imágenes mentales de tu personita sentada sobre un wáter, transpirando helado, con los calzones abajo y cagando hasta morir. OBVIO, por ningún motivo se le podría ocurrir a estos sujetos que NO SÉ, tenemos una enfermedad muy digna como una intensa jaqueca, o, una weá simple como fiebre, y en último caso, si quieren aludir a los cuartos de baño, vómitos. La gente cuando vomita no está en calzones, de modo que es claramente mejor que andar inventando que tenemos diarrea.

Por eso, somos nosotras las que tenemos que inventar las excusas y nunca darle este compleja misión a un hombre.

Ya sabemos que el Adán nos echó la culpa en el Paraíso, en circunstancias de que, como lo hizo Eva (MUJER!) PODRÍA HABERLE ECHADO LA CULPA A LA SERPIENTE. Pero no, los hombres no tienen una visión tan amplia del mundo, y decir que había sido "la mujer que ME DISTE por compañera" (lo que en lenguaje no bíblico, significa, Dios, me cagaste, yo no quería a esta maraca come manzanas, es tu culpa) fue LO MEJOR que se les ocurrió, porque no solo implicaba echarle la culpa a la mujer sino, además, salvar su propio pellejo a costa de la especie femenina, una actividad en la que los machos se caracterizan por ser sumamente eficientes.



II. Bros before hoes (hermanos por sobre maracas, pero en realidad, es hombres sobre mujeres)

Cuenta la gran historia de Sodoma y Gomorra (en la que, al fin, comprobamos fehacientemente que el Dios es más homofóbico que la cresta), que dos ángeles llegaron a la casa de Lot. Este señor los recibió muy amablemente y le hizo un banquete de sushi y todo, hasta pan pita les cocinó en el horno: "Pero antes que se acostasen, rodearon la casa los hombres de la ciudad, los hombres de Sodoma, todo el pueblo junto, desde el más joven hasta el más viejo; y llamaron a Lot y le dijeron:

¿Dónde están los varones que vinieron a ti esta noche? Sácalos, para que los conozcamos.

Entonces Lot salió a ellos a la puerta, y cerró la puerta tras sí y dijo: Os ruego, hermanos míos, que no hagáis tal maldad. He aquí ahora yo tengo dos hijas que no han conocido varón; os las sacaré afuera, y haced con ellas como bien os pareciere; solamente que a estos varones no hagáis nada, pues vinieron a la sobra de mi tejado"

WHAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAT????

Sí. Lo que leyeron, que básicamente se traduce en algo así como: Hola, queremos tirarnos a los hombres minos que están en tu casa. Y la magnífica y aprobada por el Dios- respuesta de Lot fue: "Weones, no sean como el hoyo. Tengo dos hijas ricas y vírgenes, tírenselas a ella".

¿La dura, Lot? ¿LA DURA? Y tú, Dios, no te quedas atrás, porque, ¿LA DURA? ¿LA DURA QUE APROBAMOS ESTA CONDUCTA?

Porque, cáchense lo imaginativa que soy, Lot podría, por ejemplo, haber salido y dicho: No harán daño a nadie, malditos bellacos. ¡Tendrán que pasar por sobre mi cadáver! Y sacar unas filosas ninjas y enfrentarse gallardamente a los hombres y morir, o vencer con la ayuda del Dios, porque ésta SÍ que podría haber sido una conducta digna de aprobación, en vez de andar OFRECIENDO a tus hijas. Oooooooo, la segunda imaginación que se me ocurre. cáchense lo novedosa y alternativa,  que ALGUIEN podría haberse dado el curioso trabajo de PREGUNTARLES a los huéspedes de Lot si QUERÍAN o no salir a tirar con los minos del pueblo, pasarles un condón, y listo. Todos felices.


Rave en la casa del Lot, si las mujeres estuviéramos a cargo.


Pero no. Obvio que es mejor ofrecerle a tus hijas. Obvio. Porque como dice el refrán bíblico: BROS BEFORE HOES, es decir, la vida de un hombre es mucho más valiosa que la vida de una mujer. Hay que reconocer, eso sí, que hemos avanzado bastante en este ámbito, alejándonos un poco de esta hermosa consigna bíblica, y acercándonos a una del tipo "mis amigos son más entretenidos que mi señora, porque a ella la veo todos los días y/o cuando llego tarde los días que salgo con mis amigos-aunque esté durmiendo y me odie-, pero soy TAN weón que no me he pegado la cachada de que comportándome de esta manera no habrá sexo para mí  NUNCA MÁS y mi señora es muy rica". (Cof cof, esto no es para nada una amenaza velada dirigida certeramente hacia mi marido, cof cof).




III. Los hombres tienen las prioridades cambiadas

"Y aconteció después de estas cosas, que Dios puso a prueba a Abraham y le dijo: Abraham. Y él respondió: Heme aquí.

Y Dios dijo: Toma ahora a tu hijo, tu único hijo, Isaac ... y ofrécelo allí en holocausto sobre uno de los montes que yo te diré".

Y Abraham, redoble de tambores, ACEPTÓ.

Quiero decir acá, para parecer muy culta y sumamente lectora, que Abraham es una alpargata al lado de Medea (los espero mientras googlean Medea....) Ya. Claro, porque yo no tengo hijos, pero sí tengo dos bichos perrunos y si se me apareciera el Dios y me dijera:

-Marcelaham-

-PELIGROOOOOOOOO!!!! (corriendo frenéticamente a alcanzar el botón de pánico)



Recreación. Para que ni se te ocurra, Dios.


-Cálmate hija. Soy el Dios-

- Maldito loco, estoy llamando a los pacos, AHORA!! Qué Dios ni qué chucha, ALÉJATE DE MÍ, estoy altamente especializada en karate y todas las artes marciales del mundo- (mentira)

El Dios hace un milagro o algo realmente convincente y me pego la cachada de que sí, efectivamente es el Dios, porque no sé Uds., pero una zarza ardiente o una voz en el aire pueden ser cualquier weá menos el Dios, como estar teniendo un brote esquizofrénico, por ejemplo.

- FUCK MY ASS-

-¿Cómo? (El Dios no habla inglés)

- Es por mi blog, ¿cierto? ¿Me vas a llevar al infierno?

-Hija. Toma ahora a tu hijo perruno, tu único hijo perruno, Salvadoraac.. y ofrécelo allí en holocausto sobre uno de los montes que yo te diré-

- NO SE LLAMA ASÍIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIII!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!-

El Dios parpadea, atónito.

-Hija, es lo que te pido. ¿Lo harás por mí?-

-NI CAGANDO! Maldito psicópata, ni siquiera me caís bien, eres ultra pechoño y homofóbico, y más encima tenis media la cagada en el mundo, y me andai pidiendo, cara de rajeli, que mate a mi perro????? ¿No crees en los derechos de los animales??? ¡Lo sabía, maldito fanático del rito del sacrificioooo!!! ¿HAS PERDIDO LA CORDURA? ¡ÉL ES HUMANO, TÚ, UNA SIRENA!  (perdón, me dejé llevar por la emoción) ¡Él es un perrito, tú, el Dios! No seai malo, weón, cómo voy a matar a un perroooooooooooo.
Shu shu, sal de aquí.

-Hija, tiene razón. Voy a tratar de hacerlo mejor. Es que es tan difícil... Hacer tantas cosas a la vez. La María siempre me dice que no puedo comer chicle y caminar al mismo tiempo, pero nunca he comido chicle porque no tengo estómago porque soy el Dios- Llanto desconsolado.

El perro vive y el Dios es mejor. FIN.


Eso haría yo, más o menos.

En cambio, los hombres siempre quieren quedar bien con el jefe y hacen lo que les pide, como, no sé, matar un hijo o perderse el parto de su mujer. En cambio nosotras, NO, ponemos cara de hoyo y, si es mucha la presión, lloramos, porque cualquier mujer sabe que los hombres sienten pánico cada vez que avizoran la posibilidad de que una mujer llore, malditos cobardes.

Por eso somos mejores en tantas cosas. Porque llevamos milenios aprendiendo a NO complacer al Dios, mientras los hombres hacían precisamente eso.

GUSANOS.

jueves, 24 de octubre de 2013

La mano del Dios



Hay días en los que, sin ninguna razón -seguramente se me olvidó tomarme el eutirox- me siento totalmente así:





Y esos días, han sido bautizados por mí como mis días de tristeza personal. En mis días de tristeza personal, todo se ve así:





Pero a las 4 de la tarde, con el computador que se queda pegado, el almuerzo que se me quedó en la casa, mi marido que se va a ir a cambiar a no sé dónde chucha no sé cuándo y me va a dejar sola en la casa justo después de que leí en internet la historia REAL en la que está basada El Exorcista, y sin que pueda avanzar en la serie que estoy viendo, cuando POR LA CHUCHA LA WEÁ LA CHUCHA la impresora no funciona, y pensé que mañana era sábado, pero POR LA MIERDA, es VIERNES, y tengo sueño y me quiero morir, hambre, hambre, hambre, aunque por fuera me veo como el dibujo número 1, por dentro estoy totalmente así:





Y no puedo escribir.


Y no puedo cocinar, porque lavé la quínoa pero la weá se queda EN EL COLADOR no la puedo rescatar NO LA PUEDO RESCATAR!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!












Y los bichos peludos comieron caca y me persiguen para tirarme el aliento, y yo les pregunto COMIERON CACA?????????????????? Y salen corriendo porque saben que les voy a limpiar ese hocico contaminado con baby wipes, lo que aparentemente, es la peor humillación que puede alguien sufrir:





Y después, para finalizar el día, veo las noticias, y el fracaso del Dios me persigue, porque guerra en no sé donde y hambre por allá, y muerte, no sé quién está enfermo, a no sé quién lo mataron, a no sé quién le robaron, los candidatos presidenciales me van a volver loca, el político no sé qué escándalo sexual, y la MIERDA en todas partes




ME RINDO.






ES LA MANO DEL DIOS.

miércoles, 23 de octubre de 2013

TRABAJO, TRABAJO, TRABAJO


El tema de hoy, alumnos, es el TRABAJO, pero no tanto el trabajo en sí -hay quienes tenemos la fortuna de amar lo que hacemos- sino el tema de levantarse temprano. OH MY.

MISERIA INFINITA.


Ya a las 3 de la tarde sentiré los estragos de haberme levantado a una hora infausta como son las 7 de la mañana,  y tendré mucho muchito muchísimo sueño, necesito dormir AHORA. Y realmente no lo entiendo, ¿alguien puede explicarme por qué tenemos que levantarnos todos los días tan temprano y con ganas de morir?

¿POR QUÉEEEEEEEEEEEEEEEE?

Yo sé. Por culpa del Dios, que podría habernos hecho con una necesidad limitada de horas de sueño al día y un control remoto para programar las horas de sueño, para que despertaremos igual de felices que, no sé, LOS DESPERTADORES, pero no, porque...

A-TEN-CIÓN:

"Y a Adán dijo: Por cuanto obedeciste la voz de tu mujer (OJO: lo importante no es SÓLO haber comido la manzana más cara de la historia de la humanidad, sino que ADEMÁS, HACERLE CASO A LA VOZ DE TU MUJER, porque como el Dios bien sabe e insinúa en este hermoso versículo del Génesis, NO HAY MAYOR PECADO que hacerle caso a una mujer, pobrecitas, tan weoncitas que son ellas) y comiste del árbol del cual te mandé, diciendo: No comerás de él; maldita será la tierra por tu causa (weón malo), con dolor comerás de ella todos los días de tu vida (MUY MALO)." "Con el sudor de tu rostro comerás el pan, hasta que vuelvas a la tierra

El Dios se fue en volada. Era solo UNA MANZANA,  UNA MÍSERA manzana.


La manzana. Weona mala.


Oh sí. El Dios dijo eso y cagamos, porque ahora tenemos que trabajar durante todas nuestras cortas y humanas vidas.

A veces me gustaría vivir en un terreno gigante con muchos perros, una vaquita, una ovejita y dos gallinitas. No me comería a la vaquita ni me tomaría su leche, pero sí comería huevos de las gallinitas. Y sería semi-no tan feliz-feliz porque todos sabemos que después de un tiempo NO tendría qué comer, salvo que lo plantara, ¿pero qué haría mientras crecen las plantas? No. LA VIDA NO TIENE SENTIDO.

Cuando entré a trabajar, mi primer día de trabajo, sonó el despertador a las 7:00 y me levanté así:




Así es, me veía totalmente así.




Siglos después, me levanto así:



La maldad de mi marido es infinita. La del Bicho Menor también.



Y todos los días del año, estoy segura de que me veo así:

Título de la ilustración: El corrector de ojeras me lo robó la nana, la raja. El resto, es completamente mi culpa.


Dormir es la felicidad infinita.

Y la primera semana de mi trabajo, penosa, pensaba weás del tipo la raja trabajar-levantarme temprano-se me pasa el día volando- ¿quién necesita los fines de semana?-yo no no los necesito para nada-ojalá todos los días pudiera venir a trabajar-voy a ser la mejor-nunca voy a llegar tarde, nunca-voy a trabajar sin parar- a resolver todos los casos-incluso los que NADIE ha podido resolver-porque me voy a leer todo lo que tienen acá-sin parar-sin descansar-nunca-nunca MÁTENME.




True Story







Y ahora no es para nada así, sino más o menos así:





Hay días en que mi marido me ha tenido que agarrar de las patas para bajarme de la cama. CUÁNTA MISERIA es posible sentir al levantarse temprano en las mañanas, es una pregunta que domina mi vida y la de mi marido. Porque OJO, en las mañanas NADIE ose hablarme porque LO AHORCO, y menos mi marido que tiene un pozo sin fondo de temas de conversación que requieren frases largas y elaboradas para contestar y yo, en las mañanas, con cueva puedo decir "mm". MM???

Ejemplo:

Marido: Oye, cachai que ayer fuimos a comer al It con no sé quién porque es temprano y no estoy realmente escuchando y me pedí el sandwich ese de hamburguesa estaba la raja muy bueno y las papas fritas también la cagó ese restaurante deberíamos ir más seguido pero no vamos porque tú siempre crees que se van a arruinar pero bueno te cuento que esta persona con la que fui a almorzar cuyo nombre no sé porque son LAS 7 DE LA MAÑANA y me siguen hablando me dijo que iba a votar por un candidato que no me acuerdo porque de nuevo SON LAS 7 DE LA MAÑANA y yo le dije que no votara por él porque en realidad el weón es un payaso piensa que ayer en el debate dijo que iba a hacer una  medida importante y populista que no me acuerdo porque WEÓN SON LAS 7 DE LA MAÑANA Y ESTOY LUCHANDO POR SIMPLEMENTE RESPIRAR y la cagó el weón populista, y ahora viene la peor parte de todo este monólogo: ¿o no? ¿qué opinai tú?

Yo: ........

Marido: ¿qué opinai?

Yo: .......

Marido: oye po

Yo: ......

Marido: ¿por qué no me estás hablando?

Yo: ........

Marido: ¿aló??? ¿Qué te pasa?

Yo: n.d..

Marido: ¿qué?

Yo: n..d.

Marido: ¿qué? NO TE ENTIENDO, MODULA.

Yo: NADA, CONCHAMIMADRE DÉJAME EN PAZ TE VOY A MATAR SON LAS 7 DE LA MAÑANA NO ME HABLES MÁS.

Marido: Te odio.

Yo: ....


Y así. Hasta que aprendió a NO hablarme en las mañanas, como todo ser con algún instinto básico de supervivencia lo haría. GRACIAS.


Pero el Dios es MUY RARO. Porque no le gusta que seamos flojos y quiere que seamos trabajadores y nos levantemos temprano y la weá, pero cuando se nos ocurren cosas fantásticas, queda la cagada.

Ejemplo:

Los humanoides, después del diluvio (gracias, Dios) se asentaron en un lugar misterioso en alguna parte del desierto en que personajes como Matusalén vivían cientos de años y se dijeron los unos a los otros: "Vamos, hagamos ladrillo y cozámoslo con fuego" y después dijeron "vamos, edifiquémonos una ciudad y una torre cuya cúspide llegue al cielo; y hagámonos un nombre, no sea que seamos esparcidos sobre la faz de la tierra. Y descendió Jehová para ver la ciudad y la torre que edificaban los hijos de los hombres".

Uno pensaría, no sé, que el hecho de que los humanos estuvieran RECONSTRUYENDO el mundo después de que el Dios se lo echara a través de lluvias torrenciales y que quisieran hacerse un Costanera Center para ellos, en tiempos de poca tecnología y mucha gente demencialmente anciana, es una prueba DE LO LA RAJA Y TRABAJADORES QUE SON, ¿VERDAD? Porque no es fácil construir un Costanera, es la media pega, y hacer una torre en esos tiempos, MUY DIFÍCIL. ¿Y quién puede culpar al humano anciano de temer que serán esparcidos sobre la faz de la tierra? NO ES COMO QUE NO LES HABÍA PASADO ANTES (como, no sé, por ejemplo, se me ocurre así rápido, CUANDO EL DIOS LOS AHOGÓ CON LLUVIA).

PERO NO. El Dios descendió y la weá no le pareció para nada y dijo: "confundamos allí su lengua, para que ninguno entienda el habla de su compañero" Y POR SU CULPA no pudieron terminar de construir la ciudad. LA RAJA.

MORALEJA DEL DÍA DE HOY: El Dios no aprueba los malls. 







lunes, 21 de octubre de 2013

Mi cerebro tiene un defecto de fábrica



Anoche vimos El Conjuro. La película-recágate-de-miedo. La vimos en la casa, en una concesión magnánima de mi alma generosa porque yo vivo bajo tres importantes principios que jamás deben ser quebrantados, los cuales son:

1. Las películas de terror NO se van a ver al cine. NUNCA.
Nada peor que estar atrapada en un cine, lleno de gente, OSCURO y con la película sonando mega fuerte por los parlantes. Hay espíritus por todas partes.

2. Las películas de terror basadas en hechos reales NO SE VEN, Y PUNTO.
Nadie quiere saber las weás malas y que más encima dan miedo, que le han pasado a la gente. No entiendo, ¿para qué agregar otra posibilidad de miedo a la vida?

3.Ni cagando veo El Exorcista. NI CAGANDO.

Bueno. Ayer semi-quebranté el segundo de esos principios, porque como todos sabemos, el Conjuro ESTÁ BASADA EN HECHOS TOTALMENTE REALES, pero mi marido me weveó mucho, y, además, yo ya sabía que los Warren-especialistas en fenómenos paranormales-de quienes se trata la película, han sido acusados de ser unos embaucadores varias veces, porque los tuve que googlear después de Amityville, PORQUE NO PODÍA DORMIR.  Con esta granito de arena de tranquilidad, procedimos a ver la película, con las luces prendidas, y yo, a los 3 minutos de película ya estaba re cagada de miedo, por lo que adopté mi método-película de terror en la pantalla-partes que dan miedo-, lo que dio origen a  una serie de diálogos del tipo:

Marido: ya po. Ve la película.

Yo: La estoy viendo. Déjame en paz.

Marido: la voy a cortar, ve la película.

Yo: LA ESTOY VIENDO TE VOY A MATAR.

Lo que pasa es que mi marido NO aprueba mi método-películas de terror, que se ve más o menos así: (muy recomendable)



Método película de terror. Ojos que no ven, oídos que no escuchan, corazón que no siente. DICEN.



Y no lo aprueba, porque cada cortos intervalos de tiempo, los diálogos son así:

Yo: ¿qué pasó? (en voz baja, para no despertar a los espíritus) ¿salió algo del closet?

Marido: Shhhhh

Yo: ya po, dime. ¿Qué fue ese ruido?

Marido: ve la película.

Yo: pero ¿había algo en el clóset?

Marido: NO.

Música-va-a-pasar-algo empieza a sonar en la película.

Yo, adoptando método- películas de terror.

Marido: nunca más veo una película de terror contigo.

MI MARIDO NO ME ENTIENDE. Porque le gusta verme sufrir y las vemos igual, y después yo no puedo dormir bien POR MESES. Como cuando vi el Exorcismo de Emily Rose y ME RECAGUÉ de miedo por 3 meses cada vez que me despertaba a las 3 de la mañana, y ni cagando me paraba al baño -porque podía aparecerme algo en el espejo, obvio- y me aguantaba hasta que apareciera la luz solar mata espíritus. SUFRIMIENTO INFINITO.

Una vez leí en el diario que los humanos (YO NO, porque soy especial) disfrutan las películas de terror (imbéciles) porque el cerebro les dice (el mío, no) que no se encuentran en una situación de peligro real (LOS DEMONIOS SON REALES). Bueno, eh, a mí no me pasa esto. YO SOLO TENGO MUCHO MIEDO, se me paran los pelos, me pican las manos, se me apreta la guata, me dan muchas ganas de llorar y me arrepiento de mis pecados.

EN SERIO.


Observación científica de la patología en cuestión.


Y después de las películas de terror, viene la peor parte, que son LAS SECUELAS de haber visto una película de terror.

Antes de tener un marido, veía las películas con mi hermana del medio-linda, y nos RECAGÁBAMOS de miedo, y a veces yo llevaba mi colchón a su pieza y dormíamos juntas. Y las secuelas las sufríamos juntas, y nos despertábamos a las tres, y escuchábamos ruidos raros, y llorábamos abrazadas y buscábamos en Google si la película que habíamos visto estaba basada en hechos reales, lo que a veces, obvio, sólo empeoraba la situación (Como Amityville, qué miedo, y otra de la que nos reímos mucho, porque era muy vieja, pero después terminó y en letras blancas GIGANTES apareció BASADA EN HECHOS REALES. Nos quedamos mudas como 5 minutos, PORQUE NOS HABÍAMOS REÍDO DE LOS ESPÍRITUS y después nos cagamos de miedo como por un año).

Ahora que tengo un marido y dos perros, las secuelas son parecidas pero, por lo menos, tengo a alguien a quien wevear. Además, que el día del hoyo habría visto la película si no fuera por él, de modo que ÉL aceptó hacerse cargo de las consecuencias de ver la película, las que son:

1. NO usar palabras prohibidas durante la noche ni durante el día. Las palabras prohibidas son: espíritu, fantasma, demonio, diablo, posesión, one-two-three-four-five-six-seven y CUALQUIER otra cita de Emily Rose, palabras en latín, aunque sea pacta sunt servanda, y recreaciones del ritual del exorcismo como BY THE POWER OF CHRIST I COMPEL YOU. Estas palabras, como todo el mundo sabe, despiertan a los espíritus ( Y la voz de mi amigo Ilan, en el Cementerio General, también, a pesar de que le advertí que si seguía hablando a esos decibeles demenciales, se nos iban a pegar los espíritus)

2. Acompañarme a todas partes Y DE LA MANO, porque todos sabemos que los espíritus malos encierran a la gente y la separan, por lo que, francamente, la más elemental prudencia indica que hay que ir de la mano a todas partes, y ojalá, dejar las uñas marcadas.



Recreación




No es tanto, ¿verdad?

Y aquí sigo, menos cagada de miedo porque es de día, pero en la noche, EL DIOS ME LIBRE, que me recago de miedo, porque

¿Y qué pasa si alguien-algo me posee?

NO CONOZCO SACERDOTES!

¿quién me va a hacer el exorcismo?

WUAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAH

Me cuesta volver a la normalidad después de una película de terror. El mundo se vuelve un lugar muy híper aterrorizante y mucho menos cachilupi que de ordinario. Y no es que yo CREA CREA que es VERDAD todo lo del Conjuro y otras películas, PERO ¿Y SI ES VERDAD? ¿Ah? ¿Alguien se ofrece de voluntario para decirme que tiene el 100% de seguridad que los fantasmas NO EXISTEN?

NOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO!  


Por eso,  yo soy cuidadosa y JAMÁS cometo los errores de principiante de película de terror, que para los interesados son:

1. Comprar una casa vieja y barata en la mitad de la nada. WEÓN. Si está barata es porque penan, lógica elemental.

2. Vivir en una casa a donde tu perro no quiere entrar. Esto es una clara señal de que la casa está poseída, de modo que lo más prudente es apretar cueva lo antes posible.

3. Sentir olor a podrido y/o frío Y PERMANECER EN LAS PREMISAS.  Esto es sólo estúpido.

4. Ver que tu hijo-un niño tiene un amigo imaginario a quien le habla y quedarse de lo más feliz. Créanme, la imaginación de los niños NO ES TAN GRANDE. Si le están hablando a una weá invisible es porque hay que urgirse, y si no, pregúntenle a mi mamá que tenía una amiga imaginaria que se aparecía en las paredes y le hablaba Y LE DECÍA DÓNDE ESTABAN LAS COSAS PERDIDAS.

Pero, como ya sabemos, Emily Rose no hizo NADA de esto, e igual le pasaron COSAS MUY MALAS, por lo que me veo enfrentada a la horrible realidad de que

NO ESTAMOS A SALVO.

........

(minuto de silencio para sentir el horror)

......

Ayer pensé en cerrar este blog. En serio. Porque seguro que escribir este tipo de cosas aumenta mis posibilidades de ser poseída. Mi marido sugirió un disclaimer, algo así como, "Hola, Dios, tómatelo con humor, la raja".

Pero hoy es de día. Así que no hay disclaimer. Y no voy a cerrar el blog tampoco.

Porque el Dios inventó los demonios y los espíritus, y en volada que todo esto es su culpa.




viernes, 18 de octubre de 2013

Quién me dio permiso para ser adulta y me atacó una araña



Hoy día me llamó el conserje. Raro. Lo llamé de vuelta.

FUUUUUUUUUUUUUUUUUUUUUUCK

Fueron los del gas diciendo que nos van a cortar el gas porque no lo pagamos hace tres meses. Yo, ingenua criatura, usando mi tono como 100 octavas más alto del normal, dije NOOOOOO, SI LO PAGAMOS.

MENTIRAAAAAAAAAAAAAA

Porque llamé a mi marido y me dijo: aaaah, sí. Hace tres meses que no lo pagamos. (risa weona)

Y yo como, QUÉEEEEEEEE, PERO WEÓN, QUÉ ONDAAAAAA. ¿POR QUÉ NO LO HEMOS PAGADO???, ¡¡¡NOS VAN A EMBARGAR!!!! (miedo totalmente racional y basado en evidencia jurídica)

Mi marido: es que no funciona la página web para pagar.

Yo para mis adentros: te voy a mataaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaar.

Pero mantuve la compostura y le dije: Mi amor, qué hermoso, te amo, además la señora del piso de abajo dijo que el baño de nosotros le estaba filtrando agua al baño de ella, y como sabes, al baño de nosotros le filtra agua el de arriba, ¿hablaste con el Sr. del de arriba?

Mi marido: mmm, no. Voy a hablar con él hoy día, sin falta.

Y después de increparlo por su negligencia supina como dueño de casa -que no es sólo su culpa, sino también la mía, totalmente, porque soy un monstruo y de hecho, jamás he pagado una cuenta ni nada por el estilo- él, amoroso, en un tierno pero fallido intento de organizar nuestras vidas adultas, me mandó un mail: "Cosas que hacer en la casa". Qué amor.

Cosa N° 1: pagar el gas. Claro. Pero,  ¿para qué me manda esto? Yo no lo voy a pagar. ¿Dónde está la cuenta? No tengo idea. ¿Qué compañía nos provee de gas? NO TENGO IDEAAAAAAAAAAAAAA.

Cosa N° 2: pagar las contribuciones. Ah no. Esta weá es muy difícil. NEXT.

Cosa N° 3: pagar el seguro del auto. Ídem.

Cosa N° 4: hablar con el Sr. de arriba por lo del baño. Yo no. Yo no voy a ir ni cagando, me carga hablar con desconocidos en la puerta de su casa, ¿y si me mata? ¿Y si es un ex agente de la CNI? Además que capaz que quiera ver la dimensión de la filtración en nuestro baño, y desde que supe de esta horrible e indigna situación, NO HE ENTRADO MÁS, porque estoy segura de que está cubierto de mohos gigantes, y todos sabemos, gracias a House -y en Orange is the New Black están completamente de acuerdo-, las enfermedades catastróficas que puede traer el moho. Oh, no. A mí no me meten ahí ni cagando. Además, no me gusta entrar a baños que tienen waters que yo no uso, porque las esporas de la caca ajena VIAJAN por el AIRE.



Estado actual de la filtración en el baño. Proyección temporal de la colonización por moho.



Conclusión: soy completamente inútil para muchas de las cosas que un adulto a cargo de su vida se supone que debe saber hacer. Pero no para todo.

Lo bueno: cocino la raja, 7 tenedores del Wikén para mí y hago el MEJOR cheesecake del mundo.  Puntos para mí.

Lo malo: muero de asco de TAN SOLO PENSAR en tocar con mis manitos los restos de comida que quedan en ollas y platos, VÓMITO. Puntos menos para mí.

Otro bueno: soy a toda raja con los perros. En serio. Mis bichitos están completa y fascinantemente entrenados por MÍ, SÍ, POR MÍ, y se portan la raja, tienen un carácter la raja, siempre están felices, pero son delicia cuando están tristes, siempre están brillosos y limpiecitos y huelen a amor, pasean 3 veces al día, tienen muchos juguetes comprados y elegidos con dedicación por mí, me aman, los amo, dormimos abrazados, hacen trucos monada, etc.

 Lo malo: no hay malo. Hasta limpio sus mierditas fétidas y los dejo quedarse en la cama aunque se tiren peos.

Y esas serían todas mis habilidades de dueña de casa.

.....

......  Ah sí! También hago el pedido del supermercado, pero siempre lo hago mal, porque se me olvidan cosas, nunca sé lo que realmente falta y siempre creo que voy a cocinar más de lo que realmente voy a tener ganas de cocinar, y compro weás imbéciles como zapallos gigantes que no puedo cortar y después se pudren, choclo peruano, salsas que no sé para qué son y NUNCA compro carne ni pescado porque me da asco y pena, así que compro pollo, pero es para los bichitos, pero al final se lo come mi marido.

Ya. Y listo. Para todo lo demás, como ser ordenada y decoracional, soy horrenda. HORRENDA. Y todo esto me hace preguntarme, ¿quién determinó -seguro fue el Dios- que yo ya estaba habilitada para ser adulta, si soy un monstruo?

La primera vez que tuve pinpass para hacer transacciones, no me atrevía a tocarlo, por si de alguna forma misteriosa, tocarlo cuando no estaba haciendo transferencias electrónicas causaba una debacle en mis saldos. Me demoré SEIS meses en usar la tarjeta de crédito, porque me daba mucho miedito estar como endeudada con el banco, y después no pagar y después un torbellino de deudas, DICOM y juicios ejecutivos con cobradores.

QUÉ MIEDO.

Ya tener una cuenta en el banco y saber manejarla me parece una habilidad impresionantemente propia de la adultez y me enorgullece saber hacerlo, aunque tuve que preguntarle a mi marido cómo pagar la tarjeta  de crédito, porque había muchos casilleros y no quería darle plata de más al banco.

Sé lavar, pero me da lata. Sé ordenar, pero la ropa siempre me queda mal doblada. Soy seca para limpiar, pero siempre tengo algo mejor que hacer (como jugar Candy Crush). Hago la cama como el hoyo, según los estándares demenciales de mi marido. Se me olvida pagar las cuentas. Se me olvida reembolsar en la Isapre. Para qué hablar del seguro. Me da terror que el auto no pase la revisión técnica y me da terror manejarlo. La primera vez que fui a Huechuraba sola, pasando por el túnel San Cristóbal, me sentí un ser superior como por un mes. PENOSA. Cuando mi marido se celebró el cumpleaños, se me olvidó, OLVIDÓ, comprarle la torta, ni siquiera se me ocurrió que ese tipo de tarea recaía sobre mis hombros.

Sí. Pero aquí estoy, al borde de la treintena-mátenme, y hay quienes se preguntan que cuándo voy a tener un hijo. CHUCHA. No sé. Todavía soy PÉSIMA, quizás cuando me despesime (por si acaso, esta palabra existe totalmente), tenga una guagua. O por lo menos, cuando pueda matar arañas.

Ayer, había una araña GIGANTE en la tina, GIGANTE, ASQUEROSA, con patas enormes Y BIEN NEGRA Y PELUDA, CON BARBA LLENA DE CEREALES CON YOGURT PODRIDO, LLENA DE VENENO, esperando a atacarme. Odio las arañas. Son gigantes. Son peligrosas. Nos quieren matar a todos. Consideré varias alternativas:

A. Cerrar la puerta del baño y esperar a que llegara mi marido.

B. Matarla (JA!)

C. Echarle insecticidas

D. Ahogarla

Pues bien. El problema con A es que mientras espero a mi marido, y amparada en el manto de la noche, seguro la araña va a salir de la tina, pasar por debajo de la puerta del baño y nos va a matar a todos mientras dormimos (por todos, me refiero a mí y a mis bichitos). DESCARTADO.

B y C son opciones tremendamente riesgosas. Aunque mi psiquiatra jura y me re jura lo contrario, lo cierto es que las arañas son seres muy-ultra pérfidos, que apenas sienten en el aire el olor a muerte, obviamente ATACAN y se te tiran A LA CARA y te matan, situación que se ve empeorada cuando se adoptan estrategias complejas como B y C.

D. Ahogarla con la ducha, con la esperanza de que el peso del agua le impida tirarse a mi cara. Peligro: capaz que vuelva a subir por el drenaje. Solución: poner un tapón. GRAN ALTERNATIVA.

Así lo hice.

Imagen hecha totalmente a escala. Tamaños proporcionales a los reales.


Pero fue traumático (para mayor ilustración, ver imagen). Y los adultos se supone que tenemos que velar porque las arañas no se coman a nuestros hijos, pero aunque yo velo por el bienestar de mis perritos, descanso TOTALMENTE en ellos para operativos altamente peligrosos e importantes, como la detección de espíritus diabólicos en la noche, comerse las polillas, salvarme de los ladrones y hacer de guatero en las noches frías. Y NADA de eso puede hacerlo un hijo. NADA. Salvo que sea adulto, pero entonces tendría que adoptarlo, y no se puede adoptar adultos. Además que si el adulto-adoptado-hijo es como yo, pfffff....

APOCALIPSIS.

Ser adulto es muy fome. Los adultos no escriben blogs como éste, ni cagando. Tampoco se compran libros solo para olerlos (por si acaso, el que mejor huele es cualquier número del National Geographic) y el día del hoyo les gusta pasearse por los pasillos de barbies y muñecas en el supermercado. Obviamente, tampoco lloran todavía con la Sirenita y la Bella y la Bestia, y seguro ya se les olvidaron los diálogos de todas estas películas. Yo me los sé de memoria ("Tengo 16 años, papá. No soy una niña". "¿Has perdido la cordura? Él es humano, tú una sirena". "Es que yo lo amo". "DESTERRADA, exiliada y muerta de hambre. Mientras él y sus enclenques pececillos están de fiesta". "Te gustaría bajar a cenar conmigo? No tengo hambre. Si no bajas a cenar conmigo, entonces NO CENARÁS NADA. GRRRRRRRRROOOOOOOOW". "Si no te movieras, no te dolería". "Gran bondad, esconde ahí. Aunque a un principio rudo y malo lo creí". En fin. Se pueden hacer una idea)

Además, los adultos deben ser serios y respetables, y yo soy muy poco seria y semi respetable. S-E-M-I. Por lo mismo, me parece insólito que el título de adulta me haya sido concedido por EL MERO PASO DEL TIEMPO, cuestión que claramente no se condice con la realidad de mi hermoso e infantil mundo interior.

Y, por último: Dios, tú que eres nuestro padre, ¿qué chucha haces todo el día en vez de pagar mis cuentas, asegurarte de que no se me eche a perder el auto y sacar a las arañas de mi casa?

¿AH?

Si yo fuera el Dios, sería un papá muy la raja, ultra preocupado y omni, todos serían felices y comerían chocolate sin engordar, y las arañas vivirían en el espacio exterior, salvo un tipo de arañas de mi creación que se verían así:



Araña hermosa, con piel suave de cachorro y converse rosadas styler.



Y no serían venenosas ni malas, porque así sería yo, UN DIOS A TODA RAJA.

En cambio, tú, Dios verdadero, a TI JUSTAMENTE TE HABLO, que se supone eres el padre que más me ama, TE VOY A DEMANDAR POR ALIMENTOS Y DESDE YA TE QUITO EL DERECHO DE VISITA, hasta que te conviertas en un padre preocupado de MIS necesidades, pero sobre todo DE LAS NECESIDADES DE OTROS QUE LO PASAN COMO LAS WEAS mientras tú sonríes y los ángeles te cantan, POR LOS SIGLOS DE LOS SIGLOS DE LOS SIGLOS.

DE LOS SIGLOOOOOS. SIGLOS CANTANDOOOOOO


¿NO SE LES ESTÁ OLVIDANDO ALGO?????
(Por si acaso, el que dirige es San Pedro. Creo)





¿CUÁL ES TU VOLADA?

¿CUÁNTO TIEMPO PUEDE ALGUIEN ESTAR EN ESO?


¿CUÁNTO, DIOS?


miércoles, 16 de octubre de 2013

Las vicisitudes del transporte


Entre las muchas cosas que al Dios se le olvidaron cuando hizo el mundo, una de las más importantes y con mayor impacto en mi vida diaria y la vida de varios de mis compatriotas, fue pensar en un medio de transporte rápido y fácil para los humanos, que no implicara caminar sobre dos patas cagonas de un lado a otro.

Caminar sobre dos patas cagonas toma mucho tiempo, especialmente cuando andas con tacos largos y por el centro, pero incluso sobre zapatillas mega-ultra-dinámicas-ergonómicas, la weá no sirve para llegar lejos ni para llegar rápido. Como el hoyo. Si a esto le sumas descoordinación y las vejigas de mis tías, obviamente, caminar no es una opción, salvo que quieras llegar a tu destino acompañado de un grupo de señoras completamente pasadas a meado y cagadas de la risa, a quienes seguro tuviste que recoger del suelo más de 5 veces y esconderte mientras se meaban, por lo menos, en dos oportunidades. Este tipo de defecto de fábrica -culpa del Dios- nos ha privado, como familia, de numerosas actividades placenteras, como por ejemplo, para el cumpleaños de mi abuela.


Imagen REAL.






Mis tías son muy regias y chópetis (ver imagen), y saben hablar por whatsapp porque también soy muy jóvenes, y obviamente, les parece que enviar 130 mensajes cada 1 hora es una conducta totalmente aceptable para el uso del Whatsapp. Este, precisamente, fue el método elegido para organizar el cumpleaños de mi abuela, y las sugerencias fueron más o menos así:

1. Vamos a un restaurant.

.... no, nos vamos a mear.

2. Hagamos un pic nic
.... no, nos vamos a mear subiendo el cerro.

3. ARRENDEMOS UN LOCAL. Así, si nos meamos, nadie se va a dar cuenta. DICHO Y HECHO.

Dejando el tema del meado y volviendo al del transporte, al Dios como que se le olvidó esta cuestión, ni cagando pensó algo así como: Mmmm, estos humanoides que he creado, ¿cómo se transportarán de un lado al otro de la Tierra, que yo también he creado? ¿Y los que se mean, cómo podrán caminar correctamente de un lado a otro? NO. El Dios es más limitado que esto. Hizo a dos humanoides, les puso nombres poco onderos de dos sílabas (A-dán-E-va) y encontró que lo había hecho la raja.

Mi mamá diría que el Dios es mal hecho, así como cuando poníamos mal la mesa y nos decíamos que éramos mal hechas, y era lo más horrible que nos podían decir en la vida, porque señoras y señores, mi madre querida no dice ni poto. NI POTO. Yo, sin embargo, considero que el Dios se mandó la mansa ni qué tremenda cagada con esto del transporte, porque aunque hemos tratado con todo de superar esta dificultad a lo largo de SIGLOS de tecnología, la weá sigue siendo bien como las weas, en circunstancias de que, no sé, POR EJEMPLO, al Dios se le podría haber ocurrido darnos el don de la teletransportación, se me ocurre así no más a la rápida, pensando así mientras escribo, y entonces, Dios

¿cómo, CÓMO, esta weá no se te ocurrió a ti? ¿No se supone que eres más mejor-bakán que nosotros? ¿Ah?

Para variar, nosotros, sin mega poderes hemos hecho un esfuerzo mucho más considerable que el del Dios, y hemos creado varios medios de transporte, siendo los más destacados:

1. El Auto. Sí, ya sé. Bakán andar en auto. Excepto cuando la gente se queda dormida mientras maneja y/o se mata una familia completa, lo que CLARAMENTE no pasaría si pudiéramos teletransportarnos, gracias Dios. Y, además, para mí no es nada bakán andar en auto e inmediatamente posadas mis patitas sobre el acelerador, siento un pánico indeleble que se apodera de mi corazoncito frágil, porque weón, MANEJAR EN SANTIAGO NO SÓLO ES UNA EXPERIENCIA ATERRORIZANTE, sino que además, NUNCA SÉ A DÓNDE ESTOY YENDO, gracias a que, aparentemente, llegué tarde a la repartición del talento de inteligencia espacial -o como sea que se llame la habilidad de saber hacia dónde está el Norte y el Sur, y aprender a conectar puntos en Santiago-. MANEJAR ES MUY DIFÍCIL.


Cada vez que me subo al auto rumbo a un lugar al que nunca he ido, me pican las manos, estoy segura de que me voy a matar, traspiro helado y creo que los autos de los carriles de al lado se van a correr al mío y voy a morir aplastada. HORROR. Demás está decir, que si no fuera por Google Maps, no llegaría a ninguna parte.

Recreación.




2. El metro. Ah, el metro santiaguino. Nada más refrescante en una tarde de verano que subirse a un vagón REPLETO de gente, pasada a ala, donde pasan cosas como que te roban las llaves del auto -pero no el auto- y te manosean el poto, y te tiran el aliento, y te aplastan contra la ventana y OLOR A ALA EN TODAS PARTES, y esto último sí que es culpa del Dios. (Lo otro también). Como a mi hermana, el otro día.

Mi hermana del medio es muy muy muy linda, tipo ojos verdes gigantes, cara de ardillita, pelo rubio-textura-largo-peinado-color- perfecto, del tipo "quiero ese pelo AHORA, y lo pineo en Pinterest-perfecto" perfecto-linda. Así de perfecta es ella. Y además, camina a un paso lentísimo, como flotando, como modelando por la vida, PERFECTA, con brazos perfectos, piernas largas y perfectas, guata plana perfecta, muéranse de la envidia perfecta. Así es mi hermana, porque el Dios es muy conchudo y la belleza tampoco la repartió proporcionalmente, sino que pareciera que a algunos los hizo con mucho amor y a otros, los hizo con lápiz mina PSU un sábado en la noche, borracho. Entonces, como mi hermana menor-del-medio es tan linda, en el metro siempre quieren aplastarla contra las ventanas y tirarle el olor a ala. Pobre. Pero en todo caso,

¿A QUIÉN NO LE HA PASADO ESTO EN EL METRO? Claro, a los que HUELEN a ala, y si me están leyendo, yo sé, el Dios las cagó y los hizo hediondos, pero nosotros, humanos, hemos inventado el desodorante, ÚSENLO con fruición, por el bienestar de los otros humanos-no-hediondos-pero que tampoco podemos teletransportarnos. Por fi, en buena.

Y dejen a mi hermana perfecta tranquila, el Dios la hizo así, no es culpa de ella, sino del Dios. Y yo no soy tan fea, pero ni cagando como ella, y eso se notaba mucho-muchísimo cuando éramos chicas, cuando ella parecía una muñeca de porcelana-barbie y yo, en cambio era así como BLEH.



Mi hermana-linda y Bleh-yo. 4 y 6 años.



Entonces la gente paraba a mi santa madre en la calle, para hacerle gracias a la hermana-linda-perfecta y yo, al lado, todo el rato BLEH. Muy triste. Y después, tuvimos una nana-monja-muy fea, que escribía cuentos y estaba enamorada de mi papá, y que NO ME PESCABA NI EN BAJADA porque SÓLO pescaba a mi hermana-linda-ojos gigantes, y yo estaba al lado, estándard-ojos chicos-cafés-BLEH. Y la muy maraca -no mi hermana, la nana-monja- ESCRIBIÓ UN CUENTO  de cuando mi perra tuvo cachorros, Y EN EL CUENTO SÓLO APARECÍA MI HERMANA-LINDA Y YO NO, LA MUY MARACA TRAUMA NIÑOS.


3. La bicicleta. Apruebo este medio de transporte. La lleva, es styler, no contamina, la raja. Excepto cuando las micros te aplastan, te caes sobre una barrera que no viste y te queda un moretón del porte de un pomelo en el poto (jamás me ha pasado esto a mí, soy muy hábil y coordinada), hay que ponerse un casco en la cabezota y pareces aweonada (yo no, me veo la raja), etc. Y a esto, sumemos a los ciclistas ASESINOS que pasan rajados por LAS VEREDAS y me miran con cara de HOYO cuando yo, PEATONA, voy paseando a mis bichitos COMO SI LA VEREDA NO FUERA PARA GENTE CON PERROS SINO SÓLO PARA LOS CICLISTAS-LOS VOY A MATAR-AHORA.




Ciclista furioso con casco de aweonado y bicicleta styler..




Indudablemente, hemos tratado más que la cresta de encontrar medios de transporte decentes, pero, weón, ¿qué onda el Dios? ¿En qué estaba pensando cuando nos hizo? ¿Uds. se dan cuenta de que PODRÍAMOS TE-LE-TRANS-POR-TAR-NOS? Onda, voy a ir almorzar a París,  voy y vuelvo. LA RAJA. Sería como vivir en todas partes, no necesitaríamos visas ni pasaportes, olvídense de las fronteras -John Lennon, y de los países, y de los problemas de migración. LA ZORRA.

Pero claro, se nos olvida que el Dios es ULTRA xenófobo y le gustan solo algunos humanos y a otros se los echa porque no son de su pueblo elegido, como los egipcios WHAT THE FUCK y a una mujer que convierte en sal por copuchenta, y a todos los fiesteros que vivían en Sodoma y Gomorra. MUY MALA ONDA. De modo que, obviamente, el Dios está feliz con esto de las fronteras, cosa de que cuando quiera terminar el mundo y destruirlo, va a cachar perfecto dónde están los no-pueblo-elegido-los voy a convertir en sal-risa diabólica.

MUY MAL, DIOS. MUY MAL.

lunes, 14 de octubre de 2013

Las 50 sombras de Grey




Con mis manitos dolientes, escribo este post.

Tengo orificios en mis manos. Puedo ver a través de ellos. Voy a morir lentamente. El Dr.-me-creo-House me dejó HOYOS en las manos. HOYOS. Las verduras que compré con amor para mi familia se están echando a perder, porque yo no puedo cocinar y, ampárenme los santos, pero mi marido tiene el síndrome de la pirámide invertida y, aunque puede hacer una demanda-ultra-completa-no-entiendo-nada- en 45 minutos, es incapaz de hacer comida sin que le de colon irritable y/o incendiar la cocina.

Debido al abandono de mis funciones, ha pasado algo totalmente inesperado y casi milagroso. A mis papas le están creciendo pelos.

..... (minuto de silencio para que puedan apreciar buenamente este hecho)....



PELOOOOOOOOOOOOOS. MIS PAPAS TIENEN PELOS LARGOS, pero nada bacteriosos (palabra para nada inventada). NUNCA había visto semejante maravilla y tuve que compartir la noticia con mi cónyuge.






No salió tan bien cómo esperaba.


Para nada poniendo en ridículo a mi marido.


Porque mientras yo veía esto:

Imagen basada en la realidad.


Mi marido, aparentemente, vio esto:


La papa asesina. Un miedo completamente racional.


Y así, tuve que dejar a la papita de cachetes rosados y pelitos arcoiris en la terraza (aunque mi marido cree que la boté, pero no le digamos) lo que dio inicio a un lunes miserable, más miserable que todos los lunes de siempre. Más encima, me duele la cabeza, y he estado toda la mañana trabajando y trabajando, sin ceder ante este yugo impuesto por el Dios.


MUERO.


El Dios nos odia. Sólo odio puede haber en un ser que ha creado las jaquecas y la parábola de los talentos. Esta melancolía del odio me sienta muy mal y pareciera que no tengo nada que decir....

....

EXCEPTO......

Hablemos sobre 50 sombras de Grey. Estoy segura de que la cabeza me duele por culpa de este libraco.

Cuenta la historia de las señoras calentonas, que este libro es A TODA RAJA y que obvio que hay que leérselo, onda AHORA, salvo que quieras que tu vida sexual sea una mierda el resto de tu vida. Y ciertamente, NADIE quiere -salvo, obviamente, el Dios, quien se ha mostrado abiertamente contrario al sexo. Cfr. 6to mandamiento- que su vida sexual sea una mierda el resto de la vida.

Ahora bien, digo acá, mi vida sexual no es una mierda, -después me agradeces, cónyuge- sino todo lo contrario, de modo que nunca había tenido razón alguna para leer este libro weón. Pero como soy una weona copuchenta y metida, simplemente TENÍA que saber cuál era la fascinación con este libro. TENÍA QUE SABER.

Como ni cagando gastaba plata en un libro de casada frustrada y calentona, busqué en internet para poder leerlo. Lo leí en inglés, primero, porque odio la palabra pene, nadie puede decir pene, y no es que tenga problemas con el pene en sí, sino simplemente con el término, que suena muy weón y fruncido como para referirse al pico. Lo leí en inglés también, para no culpar a la autora de escribir mal y que la culpa fuese de la traducción.

FANTÁSTICO.

Empiezo a leer, bajo la atenta mirada de mis Bichos, que tienen una mamitis tan aguda, que NO ME PUEDEN PERDER DE VISTA EN NINGÚN MOMENTO- no-se-vaya-a-acabar-el-mundo-mamita-no-nos-dejes- y que viven bajo la más completa convicción de que el computador es otro perro al que hay que erradicar de la casa, de modo que sentarse SOBRE el computador, morderle las esquinas, apretar teclas que dan vuelta la pantalla y tirarle mocos de bulldog francés encima, son prácticas totalmente aceptables y necesarias.


Recreación.




En el capítulo 1, ya tengo ganas de llorar. Weón. No entiendo a la gente. NO LA ENTIENDO.

1. Si eris gringa, viviendo en el 2013, tenis 22 años y NO has tirado nunca en tu vida, es porque ERES RARA, WEONA, ERES RARA. Sin embargo, nuestra protagonista es de esta calaña.

2. Christian Grey tiene 28 años y es multimillonario. Nunca en todos LOS TRES libros que me leí, se dice en qué chucha trabaja este tipo que ha multiplicado tanto sus talentos. Obviamente, es narcotraficante, lo que explicaría también por qué anda con guardaespaldas para todas partes.

3. La weona rara se enamora del narcotraficante SIN ninguna razón, porque lo ha visto como dos veces en su vida, pero ya le gusta y se lo quiere tirar, intención que PERSISTE a pesar de que antes de tirar, el narco le pasa un CONTRATO y le dice que él no tiene parejas, sino sólo sumisas. SUMISAS.

WOW.

A los 22 años y pechoña, si un weón, POR MUY MINO QUE SEA, te pasa un contrato y te dice que quiere que seas su sumisa, EH:

a)¿Le dices que sí, obvio, porque la calentura te supera? o,

b)¿SALES ARRANCANDO DE ESTE WEÓN CONTROL-FREAK PSICÓPATA QUE HAI VISTO DOS VECES EN TU VIDA?

OBVIAMENTE, la respuesta acá es B.

4. NADIE, y realmente digo NADIE, puede referirse a un aspecto de sí misma como "mi diosa interior", en así como "mi diosa interior se da volteretas de felicidad, porque Christian me ha mirado fijamente". Aweoná con trastorno de personalidad múltiple, TU DIOSA INTERIOR ERES TÚ.

5. NADIE puede tirar tan aweonadamente como en este libro. De partida, ¿quién chucha grita el nombre de su pareja cuando tiene un orgasmo?

¿QUIÉN??????

Porque si yo estuviera tirando con fulano, y el weón tiene un orgasmo y grita FULANAAAAAAA, JURO que le pego una patada en los cocos.

6. Ninguna mujer puede ser tan IMBÉCIL de olvidarse dos veces del método anticonceptivo que está usando (primero, la pastilla, después, la inyección) y quedar esperando guagua onda, al mes del matrimonio. O SEA, ¿CUÁL ES TU DIFICULTAD???

7. Por último, y lo más importante, EL AMOR NO ES TAN FUERTE.
EN SERIO. Ningún "amor" -y menos el amor de dos weones que se han pasado los tres libros tirando y han intercambiado aproximadamente 100 palabras en el mes que llevan juntos- va a salvar a un weón raro como el narco Grey de sus trancas. Creánme, para eso están los psiquiatras y AÑOS de terapia. AÑOS.


Podría seguir, pero mi punto es éste: ¿POR QUÉ ESTE LIBRO HA TENIDO TANTO ÉXITO? ¿A QUIÉN LE PUEDE GUSTAR ESTE LIBRO?

Y es obvio, la culpa es total y absolutamente del Dios.

Ya hemos establecido fehacientemente que el Dios NO creó el sexo. El Dios está totalmente EN CONTRA del sexo, salvo que sea con fines de procreación, y todos sabemos que esa weá es fome y que igual al Dios no le parece tanto. Y por si alguien tiene dudas, recuérdese la hermosa y encantadora historia de Santa Catalina de Suecia, quien decidió NO tirar NUNCA con su marido y fue luego canonizada.

El punto es que este libro ha sido UN HIT entre las señoras y no tan señoras pero sí pechoñas mujeres casadas que, aparentemente, en su vida han visto una película porno y tienen un desconocimiento absoluto de cómo funciona el orgasmo femenino y el sistema reproductor masculino. Y este libro, qué tierno, les ha abierto los ojos a un sinfín de fantasías eróticas que se disponen a hacer realidad, aunque no sé cómo el psicópata-controlador-machista de Grey puede ser inspirador de fantasías eróticas.

¿Y qué tiene que ver el Dios con esto?

No estoy segura. Sólo quería tirar mierda con ventilador. Pero hay algo de fantasía cristiana realizada en todo este libro: niñita pobre pero buena persona y, lo más importante, VIRGEN, conoce a un hombre perfecto pero conflictuado, y a través de su AMOR puro, lo redime y juntos son felices para siempre y tienen una guagua altiro para no perpetuar el pecado del sexo sin procreación.

VÓMITO.

domingo, 13 de octubre de 2013

El Jesucristo Superestrella y la Parábola de los Talentos


Cuando El Dios hizo el mundo, cuenta la historia que descansó al séptimo día y pensó para sí mismo algo así como "lo hice la raja" (claramente, la capacidad de autocrítica del Dios es escasa). Luego, Adán y Eva comieron la manzana, los echaron del paraíso, y miles de profetas y asesinatos después (asesinatos que NO son, como algunos creen, de nosotros humanoides, sino del Dios mismo, porque, queridos, el Dios del Antiguo Testamento es MALO. Malo tipo "Mamo Contreras-Hitler Malo") vino el Jesucristo.

Gran tema, el Jesucristo-hijo del Dios- pero el Dios mismo al mismo tiempo-todo muy confuso- era un hippie súper ondero y cachilupi, que usaba el pelo todo suelto, una barba hipster y tenía calugas (ver imágenes de la crucifixión). Su historia la cuentan los evangelistas -ninguno de los cuales lo conoció personalmente, pero todos sabemos que hablar bien de los muertos es lo que se usa- inspirados por el Espíritu Santo, que no es otro que el Dios mismo, a quien, aparentemente, le fascina disfrazarse. En el Nuevo Testamento, el Dios se autopresenta como más mejor y más bueno, porque a principios del siglo I en Galilea, era más ondero y New Age ser amoroso que psicópata-asesino-maté a los primogénitos de los egipcios.

Y ahora, viene la gran pregunta de siempre: ¿cómo es que el Dios, disfrazado de Espíritu Santo, con sus megas poderes híper súper, lo hizo tan como las weas al inspirar el Nuevo Testamento, y en cambio, SIR Andrew Lloyd Weber, humanillo de este planeta, sin inspiración de ningún tipo más que la suya propia, hizo el mejor musical de toda la historia?

EL JESUCRISTO SUPERESTRELLA.

Quien no lo haya visto, por favor, hágalo y así, podrá preguntarse junto conmigo, cómo chucha es que al Dios se le ocurrió algo tan penca como el Nuevo Testamento para contar la historia de sus andanzas en la Tierra cuando andaba disfrazado del Jesucristo, en vez de haber contado LA MISMA HISTORIA-MEJORADA-MÁS COOL pero en EL MEJOR MUSICAL DE LA HISTORIA.

CÓMO.

Si yo fuera el Dios, me sentiría totalmente avergonzado de mis capacidades creativas y le cedería mi puesto de el Dios a SIR Andrew Lloyd Weber, que la lleva y es un genio y escribió Gethsemané. MEJOR CANCIÓN. MEJOR. Y, seamos honestos, el Dios se guardó cosas cuando los esclavos-evangelistas escribieron el Evangelio, cosas que Sir Andrew no se guardó, y por eso su versión del Jesucristo es mejor, porque:

A. Obvio que el Jesucristo cantaba a toda raja. Obvio.

B. Obvio que el Evangelio debería haber empezado con el Judas cantando Too Much Heaven on their Minds y terminado con el Judas cantando Jesuschrist Superstar, who are you and what have you sacrificed?



IMPRESIONANTE.

C. Obvio que la María Magdalena estaba enamorada del Jesús y el Jesús de ella, CUALQUIER mujer se habría enamorado del Jesús ondero cantante-que además baila-y es menos machista que los otros hombres. Y obvio que el Jesús hubiera pinchado con la María Magdalena, que también canta la raja y en la última versión del Jesucristo Superestrella es Mel C de las Spice Girls. DUH.

D. Obvio que el Jesús era y cantaba como Ben Forster-le amo. Y se vestía así también.

OBVIO.
Por si alguien tiene alguna duda todavía...




E. Y por último, Sir Andrew es más caperuzo y cacha la realidad de las cosas, por lo que en el Jesucristo Superestrella nadie resucita ni se le aparece a los apóstoles ni manda a los 11 o 12 a predicar por ahí, NADIE, y esto, como todos sabemos, es lejos la parte más latera del Evangelio, que luego deriva en siglos de cristianos perseguidos y mártires que después ya no son perseguidos sino los con poder y de ahí se echan a medio mundo por no ser como ellos. Sir Andrew,  claramente, captó todo esto, a diferencia del Dios, que siendo omni sabelotodo, las cagó en volá y arruinó una gran historia, como es la historia de el Jesucristo Superestrella.

En definitiva, el Jesucristo podría haber sido un musical, mejor género de la historia de la humanidad, y así, capaz que yo habría sido mega católica-misa diaria-hasta me confieso- porque nada me habría hecho más feliz que andar vociferando las canciones de Sir Andrew, que en esta versión imaginaria en que el Dios no las cagó, habrían sido las canciones del Dios. En vez de esto, sin embargo, soy así como soy, y vocifero las canciones del Jesucristo de Sir Andrew todo el día, sobre todo mientras cocino, con una entonación y gracia de la mayor perfección, y me veo y sueno totalmente así:





Aunque según mi marido, alma poco caritativa, sueno y me veo así:



Ciertamente, la razón la tengo yo, pero todo esto del canto, me hace preguntarme: si me gusta tanto cantar canciones del Jesucristo, por qué el Dios fue tan como las weas de no darme el don de la canción-que-suene-bien-no-solo-en-mis-oídos-sino-en-los-de-todos, y en términos generales, en qué estaba pensando el Dios cuando repartió los talentos, porque, ALGUIEN QUE ME DIGA LO CONTRARIO, pero en esto si que el muy Weón las cagó, y esto sólo lo puedo atribuir a un desconocimiento absoluto de la más elemental aritmética o, el Dios tenía pocos talentos y por alguna razón totalmente desconocida y que no tiene sentido, NO podía hacer más (alguien dijo megapoderes??)

Todo esto, me recuerda la famosa y manoseada parábola de los talentos, aquella que me fue relatada en mi tierna infancia por mi profesora de religión, esa parábola cuya maldad es infinita como el mismo Dios. Recordemos:

Esta parábola empieza así como: un señor repartió sus bienes entre 3 siervos. A uno le dio 5 talentos, al otro, dos y al último, se lo cagó con sólo 1, "a cada uno según su capacidad" dice el texto bíblico.


PRIMER WHAT THE FUCK: Weón. Esta parábola está mal. Qué weón más malo. Por qué no repartió los 8 talentos EN TRES PARTES IGUALES  como haría cualquier ser con un mínimo de bondad en el alma, en vez de andar JUZGANDO las capacidades de sus ESCLAVOS.

Conclusión: el Dios está totalmente a favor de la discriminación y claramente jamás ha escuchado sobre la igualdad de oportunidades. NUNCA.

El cuento sigue así: el que recibió 5, negoció y ganó 5, el de dos, ganó dos, y el pobre y triste weón al que le dieron sólo uno, lo escondió en un hoyito en la tierra. Y llegó el dueño, y los interrogó sobre el destino de sus bienes. Felicitó al de 5, que le dio 10 de vuelta, al de 2, que le dio 4 de vuelta, y al que guardó el talento en el hoyito, lo mandó a la mierda y le dijo que era un negligente.

SEGUNDO WHAT THE FUCK: en realidad, son varios.

1. El amo-metáfora-de-el-Dios se quedó CON TODOS LOS TALENTOS y ni cagando les dio comisión a los pobres esclavos, que GANARON PLATA POR ÉL, mientras él pelotudo andaba de vacaciones.

Conclusión: el Dios aprueba la esclavitud y no sabe nada de sueldos mínimos.

2. El amo-Dios penqueó al que guardó su talentito, y esta weá si que no la entiendo, porque los otros weones anduvieron especulando por ahí CON BIENES AJENOS y eso le pareció requetefantástico y los felicitó. Y me pregunto yo, qué más iba a hacer el pobre infeliz al que le dieron UN solo talento, más que cuidarlo con todo, porque se LO CAGARON DESDE UN PRINCIPIO y cuando TE CAGAN con poco desde un principio, NO ANDAS ESPECULANDO CON BIENES AJENOS, principio básico de toda persona decente y cuidadosa, porque si especulas cuando TIENES UNA MISERIA, Y PIERDES, TE QUEDAS CON CERO.

CERO.

Conclusión: el Dios aprueba la especulación y apoya a los especuladores de este mundo, y penqueará a todos quienes sean cautos con sus bienes. Piñera seguro se irá al cielo.

Y llegamos, entonces, al final del cuento, que tengo que citar textual, porque es lejos, lo más maestramente pérfido que he leído en mi vida: el amo-Dios-weón-malo LE QUITÓ el talentito al pobre y SE LO DIO AL DE LOS 10 TALENTOS, y, aquí viene lo mejor:

"Porque al que tiene, le será dado, y tendrá más; y al que no tiene, aun lo que tiene le será quitado".


ÚLTIMO WHAT THE FUCK:

.......


.......

.......


continuará....